15 ene. 2013

RESEÑA KUPUA de MARA OLIVER

"Una niña que escapa de un asesino,
un asesino que caza niños,
un niño que pierde un diente,
un diente que abre un mundo,
un mundo en el que lo normal 
es no ser humano...Al menos,
no del todo..."

Kupúa significa: “cuerpo doble” y también “avatar”, “transformación”. Esto lo sé gracias a su autora. Si buscáis por internet veréis que los kupúas tienen gran relevancia en la mitología hawaiana.

KUPUA.

De nuevo una aventura genial que he podido vivir gracias a la pluma inteligente, divertida y llena de matices de MARA OLIVER.

Es la primera parte de una historia, cuyos beneficios, como ya os comenté aquí, van destinados a una protectora de animales.

Esa una es una buena razón para comprarlo, pero lo es mucho más por lo que ahora os voy a comentar.

Esta primera parte se lee en un auténtico suspiro. Son solo 138 páginas, y gracias a una pluma ágil y divertida las hojas vuelan.

Quien ya esté acostumbrado a leer a Mara Oliver no le extrañará lo que le cuento, porque creo que esta autora tiene una manera diferente de contar las cosas. Un estilo que te hace amar cada línea que compone. 

Seamos realistas este mundo necesita muchas sonrisas, y Mara te regala un montón de ellas en cada palabra.

Su prosa es capaz de contarte algo muy amargo dotándolo de tanta magia y humor, que incluso provoca que tu mente y tu corazón se olviden por completo de ello y se queden únicamente con las bromas, con el momento vivido en el espacio y tiempo determinado que ella ha elegido.

También he llorado con ciertos encuentros, ¿por qué no decirlo?

Las cosas no son lo que parecen ser. Nunca. Es algo que he aprendido con ella también. Todo tiene su motivo en la historia. Todo aparece por alguna razón.

Los capítulos son cortos, impregnados únicamente de contenido vital, de explicaciones necesarias. 

Sus descripciones visuales, oníricas, táctiles…te hacen vivirlo con mucha intensidad. Y los diálogos son realmente geniales. Hacen que gracias a ello te encariñes con cada personaje. Las palabras calan hondo y se niegan a salir del corazón. Al igual que toda la historia en sí.

Los personajes son muy reales, tanto que a veces duele. Ay, mis Jorge, Efe, Lucía…

La historia está ambientada en un mundo de fantasía, niños que no son solo niños, seres fantásticos, dragones que no son solo dragones, y ratones a los que se les coge mucho cariño. Todo ello te sumerge en un mundo del que no quieres salir.

Los que me conocéis sabéis que no soy muy aficionada al género fantasy. Leo ante todo historias realistas. 

No porque no me guste, sino porque soy tan soñadora que cuando vuelvo a la realidad todo se desmorona y me duele. Sin embargo sus dos novelas tienen un toque fantástico, de mundos que aún no soy posibles y ambas me han hechizado completamente.

He encontrado por varios días un “Remanso de Paz” donde vivir, soñar, sonreír y divagar…

Quizá me haya gustado tanto porque les da una segunda oportunidad a ciertos personajes que cuentan con poco tiempo para vivir. Y muestra la importancia de la amistad, de la familia, de las generaciones, y eso es algo que merece la pena ser recalcado. Y está, como no, latente, el primer amor. Ese que nos marca y que nos deja una huella infinita para siempre.

Además esta edición, de venta en Amazon (papel y kindle), cuenta con una cubierta fantástica que ya quisieran muchas novelas publicadas por grandes editoriales, que invita a querer saber más de esta historia alucinante.

Se lo recomiendo a todos aquellos corazones soñadores y de mente abierta, solo ellos conseguirán volar y volar, penetrar en las profundidades del mar, sentir el calor del fuego, y aullar a la luna…

*Gracias infinitas a su autora por sacarme mil sonrisas hasta en días grises. Incluida la que pronuncié al leer los agradecimientos y encontrarme en ellos, junto a Ana y a Veritas. Es todo un honor.

* He vuelto a ser niña al leer, he deseado que ciertas personas que ya no tengo físicamente aquí, y que esa otra que está muy malita, pudieran convertirse en kupúas. Ya sean dragones, lobos, o simples ratoncitos. Ves lo que pasa con la fantasía, que luego regresas y…pero quizá por eso cala tan hondo.

* Me he acordado de Ana durante la lectura. Aullar a la luna ¡eh amiga!

* Sigo sonriendo con ciertos aires verdes, y las bolsas de plástico que contienen un líquido amarillo.


3 comentarios:

  1. Jo, GRACIAS de corazón :')
    Me has alegrado el día y la semana que está siendo muy gris oscuro :S
    Esta noche o mañana como tarde, te escribo y te cuento.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Lo que yo sentí al leer Kupua es muy similar a lo que tu has reflejado en esta reseña. Los mundos creados por Mara están llenos de magia : )

    Estoy deseando leer Almas de luna. (Sí, yo y los lobos ^^) Además fue un detalle muy bonito que Mara nos incluyese en los agradecimientos, desde luego esta chica tiene un corazón de oro.

    Un fuerte abrazo, Rebeca.

    ResponderEliminar
  3. Creo que es la reseña más tierna que he leído en lo que llevo de año. Mara es una escritora fresca, original y profesional, eso ya lo sabía. Lo que no sabía (porque aún no he tenido tiempo de terminar el libro, otro se coló por en medio...) es que Kupua esta lleno de maravillas que estoy deseando descubrir. Es el problema de tener tantas novelas pendientes...Pero necesito terminar al menos una saga para adentrarme en este mundo como esta aventura y su autora se merecen.

    Besotes a las tres ^^

    ResponderEliminar

Los comentarios de carácter ofensivo o spam, serán eliminados de este espacio automáticamente. Se ruega respeto y educación.